Fuera de Carta

 

Avenida de Finlandia 5, 41012 Sevilla
Teléfono 955 35 71 11

La Avenida de Finlandia se ha convertido en una de las grandes arterias de la hostelería sevillana, porque son casi 20 los establecimientos donde podemos tapear sin tener que mover el coche. Situada en los Bermejales, los propietarios de Fuera de Carta son los mismos de Terraza Zahora y en estos dos años de vida han demostrado que con paciencia y buen hacer se puede conseguir poner un negocio hostelero entre lo mejor del sur de la capital. Me resulta complicado llegar a Los Bermejales desde el Aljarafe, por eso mis visitas a esta zona de la ciudad son menos de las que me gustarían. Había oído hablar bien de este local en redes, así que fuimos en busca de lo que a priori nos sugería una cocina creativa y diferente a lo que hemos conocido últimamente.

Hablamos de un restaurante que destaca, incluso en la escenografía, entre la multitud de establecimientos que encontraréis en el barrio de los Bermejales. Entrar en Fuera de carta es hacerlo en un espacio confortable, cálido y lleno de luminosidad gracias a sus grandes cristaleras. Una decoración donde predominan los colores neutros y madera combinados con detalles de color, en el suelo tarima flotante para darle ese ambiente acogedor, mezclando lo rústico con lo urbano, con sillas de distintos tipos y mesas altas y bajas. Un interiorismo sencillo y limpio con una agradable iluminación. Fuera, un buen número de veladores en una gran terraza ideal para los días de sol.

Una carta de papel que sirve como salvamanteles, con formatos de tapa y plato, y que comienza con una ensaladilla de bonito, manzana con alioli verde y perlas naranjas 3,50€/10,00€, tabla surtida de quesos 13,00€, papas bravas con curry 3,50€, capresse de burrata y rúcula con pesto de anchoas 4,50€/9,00€, ensalada marroquí de cuscús y crujiente de espinacas 9,50€, alcachofas braseadas con royal de foie y crujiente de ibérico 4,50€/13,00€ o las anchoas del Cantábrico sobre gofre salado, tomate y olivada (2und) 4,00€. Seguimos con gyozas de pollo y verduras con glaseado cítrico de hoisin 3,50€/10,00€, rollitos de berenjenas con almendras, queso de cabra y miel 5,00€/10,00€, croquetas de camarón rojo sobre crema de pistacho 4,00€/8,00€, wok de verduras y pollo ras el-hanout 9,50€, canelones de pato, foie y manzana 4,00€/8,00€, crepes de carrillada y parmesano 4,00€, sardinas ahumadas sobre tostas de aceituna, crema de ajo y tartar de tomate seco 6,50€/13,00€ o un exquisito timbal de habitas fritas, carrillada ibérica y huevo frito sobre crema de ibéricos 5,00€/10,00€.

Del mar tenéis las albóndigas de corvina sobre esencia de carabineros y crema de puerros 5,50€/11,00€, lubina salvaje crujiente sobre hummus suave de espinacas 12,00€, crujiente de chocos con alioli de albariño 6,50€, pulpo braseado sobre parmentier de setas 7,50€/14,00€, calamar relleno a la andaluza sobre migas de curry 12,00€ o el tartar de salmón marinado en cítricos, emulsión de mostaza y perlas de yuzu 12,00€ (150gr). Carnes como la presa paleta ibérica 4,00€/12,00€, tataki de presa, tomillo y parmesano 4,00€/12,00€, solomillo a la mostaza 3,50€/10,00€, costillar horneado con reducción de barbacoa 7,50€ o la mini hamburguesa de retinto con crema de turrón 3,50€. Preguntar por los postres caseros para terminar de forma dulce.

Una de las cosas que destacan en este local, como su propio nombre indica, es el fuera de carta. La semana que estuvimos tenían una coca de mollejas de cordero con salsa de ajo negro 7,50€, villeroy ibérico de pollo y crema de setas 5,50€, creps de perdiz con crema de micuit y trompetas negras 6,50€, judiones de granja con gambones 4,50€/9,00€, croquetas de setas al ajillo sobre natillas de tomillo 4,00€/8,00€, tartar de atún rojo sobre aguacate y perlas de wasabi 15,50€ (150gr), gnocchi con carbonara trufada 10,50€ o el secreto ibérico con glaseado de arándanos y puré de chirivías 12,00€. La originalidad de sus tapas parece no tener límites, tanto en los nombres, como en la creación y presentación. Una carta de vinos variada, con referencias como Petit Pitacum del Bierzo 2,60€, Habla del Silencio de Extremadura 2,80€, L´inconscient del Priorat, Santa Digna, rosado 2,40€ o Le Naturel de Navarra 2,80€. Riojas como Obalo 3,00€, Baigorri 320€, Izadi 3,20€, o Malaspiedras 3,00€. Riberas como Milú 3,00€ o Cepa 21 3,20€,

Ir de tapas por Los Bermejales puede que sea la mejor forma de tomarse un respiro de la ciudad y, de paso, degustar algunas de las exquisiteces que se cocinan en este barrio. La cultura de tapas está bastante extendida en esta zona de la capital hispalense, por lo que es muy fácil encontrar lugares para comer bueno, bonito y barato, en especial por la Avenida de Finlandia, aunque lo cierto es que por las calles colindantes se come igual de bien. El ambiente de la gente llenando los bares los fines de semana es una señal clara de que en Los Bermejales encontramos buen tapeo. Y la gente en eso del comer no se suele equivocar. Fuera de Carta es un claro ejemplo de ese buen tapeo sevillano que podemos disfrutar sin la necesidad de padecer las aglomeraciones del centro de la ciudad. Tenéis que conocerlo.

Compártelo en tus redes sociales

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.